Sofá Ariela Ambiente

Es probable que cuando limpiamos nuestro hogar no nos paremos a pensar en los pequeños detalles. Como por ejemplo, en la importancia que puede tener realizar el correcto mantenimiento y limpieza del que se podría decir que es el elemento más importante del salón: el sofá.
Por eso, en Divani, creemos que es de vital importancia hablar de temas tan cotidianos como este y tratar de ayudar a responder preguntas tales cómo: “¿Cómo puedo limpiar un sofá de piel?”.

El sofá de una casa es probablemente uno de los muebles al que más uso se le da y donde más momentos compartimos en familia. Es aquel lugar donde nos sentamos al acabar el día después de una dura jornada de trabajo, es donde hacemos una maratón de peli y manta los fines de semana, o puede convertirse en el mejor espacio para compartir tiempo con los nuestros de la manera más relajada posible.

Con el paso del tiempo la calidad del mueble se pierde por su uso en exceso y al final, el material acaba deteriorándose y perdiendo esa estética que tanto nos apasionaba.

Por ello, dejamos por aquí algunos consejos muy interesantes para tener en cuenta a la hora de mantener la limpieza de un sofá, en este caso, de piel. Si sometes a tu sofá a los cuidados adecuados conseguirás que luzca en perfecto estado y le regalarás tres vidas más.

El poder de la aspiradora

En primer lugar, para saber cómo limpiar un sofá de piel independientemente el tipo de material del que se trate,  siempre hay que aspirarlo con una aspiradora incorporando el accesorio más adecuado para cada tipo de superficie. Solo de esta manera nos aseguraremos de que estamos realizando el correcto tratamiento de limpieza de tapicerías y de que estamos eliminando el polvo en profundidad.

Limpiar, pero también hidratar

Por otro lado, también existen productos para limpiar cuero en spray y cremas incoloras o en diferentes tonalidades que puedes encontrar en cualquier establecimiento en la zona de productos de limpieza.  También existen lugares más específicos para esto, como las peleterías o fábricas de productos de piel donde los puedes adquirir.

Este tipo de productos contienen nutrientes que acaban ayudando a la adecuada conservación de la hidratación de la piel, ya que además de mantener su limpieza e incluso aportan cierta protección ante nuevas manchas.

Lo más aconsejable para extender el producto en la limpieza de la tapicería, es utilizar una bayeta de lana o cepillo suave con cerdas largas para no rallar.

Para secar y sacar brillo a la piel, lo mejor es utilizar otra bayeta de lana seca. Y si quieres maximizar la higiene y conseguir una limpieza completa al limpiar estos sofás o sillones, te aconsejamos que profundices en espacios y que no te límites solamente a limpiar la parte superior, si no que te enfoques en la parte inferior de la estructura.

La luz intensa y el calor, dos enemigos de los sofás de piel

Las dos cosas fundamentales que tener en cuenta con el mobiliario de piel es, sobre todo, evitar que reciban la luz directa de manera diaria. Es decir, por supuesto que al este tipo de sofás le puede dar la luz, pero no es aconsejable que se coloquen en estancias exteriores, por ejemplo, donde sí que les daría el sol directamente. En segundo lugar, es conveniente evitar la exposición continua al calor intenso, ya que eso produce la pérdida de hidratación de la piel.

Crema Leather Soft Cleaner, tu aliada para la limpieza de los sofás de piel DVN Star

Leather Protection Cream es una crema protectora diluida en solución acuosa. Es apta para todo tipo de piel, con excepción de nubuck y ante. Proporciona una excelente protección contra las manchas de aceites, agua y alcohol y es de gran ayuda contra la suciedad diaria. Al mismo tiempo, conserva la piel bonita y suave siempre que se utilice conjuntamente con una limpieza adecuada.

La crema Leather Soft Cleaner también cumple con un importante cometido: hidratar la piel en profundidad para evitar que se reseque.

Para mantener estos sofás en condiciones óptimas, lo ideal es limpiar y proteger sus tapizados con una frecuencia mínima de seis meses. Aunque en el caso de sofás con pieles anilinas que se utilizan muy frecuentemente, puede resultar necesaria una limpieza frecuente y más cuidada.

 

Cómo aplicarla:

  1. Agitar el frasco antes de usar.
  2. Testar el producto en un área poco visible antes del uso.
  3. Verter un poco de Leather Protection Cream sobre un trapo suave y limpio y aplicar el producto en la superficie de la piel con suaves movimientos circulares. Tratar dos veces las zonas de más desgaste, como asientos, brazos y respaldos.
  4. Dejar secar una media hora.
  5. Pasar con delicadeza un trapo suave y limpio sobre la piel. Mantener lejos del alcance de los niños. Conservar a temperatura ambiente.

Los tapizados en piel son elegantes y atemporales. Las tendencias en decoración siempre los señalan con un must de temporada, así que el éxito está asegurado cuando los escogemos para completar cualquier estancia. Sus necesidades de limpieza y cuidado harán que tengamos que dedicarles un mimo especial, pero el carácter del que dotan al espacio en el que se incluyen hace que merezca la pena otorgarles un cuidado especial.

Esperamos que después de este post, tengas más claro cómo limpiar un sofá de piel.

¡Pon un sofá de piel en tu vida con DVN Star!

Haz clic aquí para obtener más información

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *